Generalmente la gente entiende un ingreso pasivo como un ingreso sin necesidad de estar activamente trabajando para mantenerlo generando. Invirtiendo una cantidad de dinero o tiempo por adelantado, dejas trabajar en automático el dinero o el trabajo realizado y te sientas a disfrutar sus rendimientos sin mucho esfuerzo.

Algunos ejemplos comunes de este tipo de ingresos pueden ser:
– Ingresos por tus rentas.
-Ingresos por inversiones en los mercados de valores.
– Ingresos por dinero en cuentas de ahorro.
– Ingresos por los intereses de préstamos personales que hayas otorgado.
– Ingresos por los intereses de préstamos personales que hayas otorgado.

– Ingresos por dinero en cuentas de ahorro.
– Ingresos por los intereses de préstamos personales que hayas otorgado.

También hay unas ideas muy creativas y geniales que están fuera de estas ideas tradicionales, como pueden ser:
– Escribir un libro o un blog.
– Vender algún producto o servicio ya existente por medio de comercio electrónico.- Crear cursos en línea.
La idea de ingresos pasivos es genial, a quien no le gusta la idea de ganar un poco de ingresos extras o ganar dinero mientras duermes.

Pero la realidad es que ningún ingreso es totalmente pasivo! En teoría la idea de tener un ingreso pasivo o varios suena increíble y muchos lo deseamos, pero en la práctica, no es tan sencillo como parece.


Creemos que solo tendremos que dar un mantenimiento ocasional o que no nos va a requerir mucho esfuerzo, pero como todo en esta vida, si quieres que funcione, va a demandar mucha atención y mucho esfuerzo, sobre todo al principio para que empiece a rendir frutos.

Incluso las ideas tradicionales como mantener dinero invertido en los mercados de valores, requerirá de tu atención, estudio y toma de decisiones. Y como ya te habrás imaginado, los que requieren menos esfuerzo de tu parte (como puede ser dejar el dinero en una cuenta de ahorro), serán los que menos ingresos pasivos te generen.


Es por eso que pensar en ingresos pasivos es una excelente idea y lo mejor es ser creativo, pero es necesario que en verdad identifiques tus fortalezas y habilidades así como tus debilidades, y de esta forma puedas hacer un plan y un sistema bien definido de cuánto esfuerzo y tiempo tendrás que dedicar, pero una cosa es segura. Si crees que no le vas a tener que dedicar tiempo es seguro que tu plan no funcionará como lo esperas.

Show CommentsClose Comments

Leave a comment